octubre 4, 2022
Cuándo se debe cambiar el catalizador del coche

Cuándo se debe cambiar el catalizador del coche

El catalizador se encarga de eliminar los gases nocivos, como el monóxido de carbono e hidrocarburos no quemados, que se expulsan del coche.

No prestarle atención al estado del catalizador, es un problema de seguridad ambiental y acto punible ante la ley.

En esta publicación respondemos a la compleja pregunta de cuándo se debe cambiar el catalizador del coche, por qué es importante hacerlo y cuáles son los fallos más comunes.

Cuándo se debe cambiar el catalizador de un coche

Muchos mecánicos coinciden en que si no hay defectos mayores, como que se estropee o el exceso de combustible que sale de la cámara de combustión se incruste en el catalizador quemando partes metálicas, la pieza debería durar toda la vida.

Otros son más cuidadosos y aseguran que al cumplir los 10 años de vida útil, por cuestiones de seguridad, se debería reemplazar el catalizador, que aunque no lo notemos, va degradándose internamente.

cambiar el catalizador

En tal sentido: se estima que el catalizador debe cambiarse pasado los 120.000-190.000 kilómetros. Por supuesto, variará según el estado de la pieza y su funcionamiento.

Importancia de cambiar el catalizador del coche

Todos sabemos el problema actual de contaminación ambiental. La insistencia con los vehículos eléctricos no es capricho de las empresas, es cuestión de prevención: los coches a combustión son contaminantes.

Una de las piezas que juega un papel fundamental en moderar estas emisiones nocivas es el catalizador, encargado de filtrar los gases de óxido nítrico, hidrocarburos no quemados y monóxido de carbono –mejor conocido como CO₂– para que no ingresen en la atmosfera.

Solo imagina que los coches anden por ahí expulsando estas emisiones día a día. Pasaría lo peor: se acelera el calentamiento global.

Por eso es tan importante como personas, y buenos conductores que acatan las normas, prestar atención al catalizador, identificar cuando esté defectuoso y buscar recambios coche nuevo.

Por simple lógica, aún si no está defectuoso, y como ya mencionamos anteriormente, al cumplir los 10 años de vida útil, lo aconsejable es sustituirlo.

Un catalizador en mal estado es un problema para el medio ambiente. No controla igual las emisiones del gas de escape y contamina por encima de lo estipulado por las leyes, lo que te generará, seguramente, una multa.

Signos de que hay cambiar el catalizador del coche

A este punto te preguntarás: ¿y cómo sé cuándo hay que cambiar el catalizador?

Las piezas de los coches son como los órganos humanos. Cuando fallan, lo hacen saber. Es nuestra obligación estar atento a esos pequeños, pero importantes, síntomas.

  • Fallas de aceleración. Si intentas adelantarte a otro coche, y no vas a la misma velocidad de la que estás acostumbrado, es probable que el catalizador esté fallando porque un catalizador en mal estado afecta la potencia del motor.
  • Mal olor. Muchas veces el auto desprende un olor desagradable, como a huevo podrido, y pasamos más tiempo buscando ese huevo dentro del vehículo, y no nos ponemos a pensar en un más que probable culpable: el sulfato. Verás. Esta pieza convierte el sulfato, que tiene un olor muy desagradable, en dióxido de azufre inodoro. Un catalizador defectuoso falla en la conversión, acumulando sulfato maloliente en el escape que te hace achinar en el asiento del conductor.
  • Ruidos el encender el coche. Una señal de que el catalizador no está funcionando como debería es que, al encender el coche, este haga ruidos extraños, tipo chirrido.
  • Luz del motor. Los automóviles modernos tienen un sensor que identifica los fallos en el catalizador de escape y, para hacérselo saber a sus propietarios, ilumina el tablero del motor. Si esa luz está encendida, verifica el estado del catalizador.

Fallos comunes del catalizador

Aunque un catalizador de paquete es probable que dure toda la vida, hay circunstancias y elementos que te obligan a reemplazarlo antes de tiempo. Los principales son los siguientes:

Daños físicos

Cuando vas a toda velocidad, los neumáticos del coche levantan baches, escombros, rocas, grava de asfalto y cualquier objeto en la carretera, que rompen la funda del catalizador. Esto es preocupante, porque no todos los catalizadores están hechos de metal resistente. Hay modelos de cerámica que se rompen fácilmente. Con el tiempo, lo recomendable es verificar el estado de las partes que componen el catalizador para descartar fisuras y roturas.

catalizador del coche fallos

Exceso de combustible

Hay fallos externos al catalizador, como bujías defectuosas o sincronización incorrecta del motor, que aumentan la producción de combustible sin quemar. Este superávit de combustible está a altas temperaturas y va quemando paulatinamente las partes internas del catalizador.

Fallas en la válvula

Aquí sucede algo similar al punto anterior. Cuando las válvulas o anillos de pistón fallan, el exceso de aceite y anticongelante entra al sistema de escape, donde se encuentra el catalizador, entorpeciendo la filtración y conversión de gases contaminantes.

.

 

Deja una respuesta